You are here

Nuevo financiamiento para los préstamos de la SBA por el coronavirus atrae a los estafadores

Comparta esta página

Si eres dueño de un negocio es posible que tengas planes de solicitar un préstamo a través del programa de protección de pago (PPP) o del programa de préstamos por daños económicos (EIDL) de la SBA. Recientemente, estos programas recibieron nuevos fondos por cientos de miles de millones de dólares. Pero mientras que tú estás concentrado en conseguir un préstamo, puede que los estafadores estén concentrados en ti: esperando poder engañarte para que le des datos sensibles de tu negocio, como los números de tu cuenta bancaria, los números de Seguro Social de tus empleados e incluso tu dinero.
 
A continuación, una lista de algunas cosas que “sí” hay que hacer y de las que “no” hay que hacer para mantenerte lejos de los estafadores cuando solicitas un préstamo para pequeños negocios.

SÍ:

NO:

  • No pagues por adelantado a cambio de información. Toda la información de la SBA está disponible gratuitamente en sba.gov/coronavirus (en inglés).
  • No pagues por adelantado a cambio de un préstamo del gobierno. No tienes que pagar por adelantado para obtener un préstamo de la SBA.
  • No le des información a alguien que te llame o te envíe un email o mensaje de texto que no esperas. No te llamarán inesperadamente de parte de la SBA para averiguar tu información o la de tu negocio ni para pedirte que presentes una solicitud de préstamo. La SBA no te va a enviar emails ni mensajes de texto para pedirte información delicada. Si recibes un email o mensaje de texto de ese tipo, elimínalo. Es una estafa.  
  • No solicites un préstamo sin verificar la legitimidad del prestador. Únicamente los prestadores autorizados por la SBA pueden extender préstamos PPP, y otros préstamos pueden estar disponibles directamente a través de la SBA. Para encontrar un prestador autorizado por la SBA en tu área, usa esta herramienta de la SBA.
  • No hagas clic en los enlaces de los emails y mensajes de texto enviados por desconocidos y tampoco los respondas. Si haces clic en los enlaces, podrías descargar programas maliciosos en tu computadora o dispositivo o te podrían conectar con un estafador o pirata informático.

Advierte también a tu personal para que esté alerta a los emails de imitación y a las llamadas falsas. Y si tú o tus empleados detectan una estafa, por favor, cuéntanoslo en ftc.gov/queja.

Tema del blog: 
Trabajos y ganar dinero

Añada su comentario