Cómo donar para ayudar a la policía y demás personal de emergencia

Comparta esta página

Hay excelentes organizaciones de caridad que hacen un excelente trabajo para ayudar al personal de emergencia, nuestros héroes cotidianos. Lamentablemente, hay unas pocas organizaciones de caridad que dicen que ayudarán a los oficiales de seguridad, a los bomberos o a sus familias, pero que hacen muy poco. Estas organizaciones gastan la mayor parte de las donaciones en tareas de recaudación de fondos, salarios y otros gastos. Eso es lo que sucedió con la organización llamada Disabled Police and Sheriffs Foundation (DPSF).

Hoy, la FTC y el Estado de Missouri anunciaron que frenaron el accionar de esta falsa organización de caridad (en inglés). De acuerdo a la demanda, DPSF engañó a la gente para que donara más de $9.9 millones de dólares. En sus llamadas de telemercadeo a los consumidores, los recaudadores de fondos de DPSF dijeron que las donaciones se utilizarían para otorgar subsidios a oficiales discapacitados y familias de oficiales muertos en cumplimiento del deber. Pero casi nadie recibió ayuda. Por ejemplo, en 2015, sólo cinco oficiales discapacitados y tres familias de oficiales caídos en cumplimiento de su deber recibieron subsidios. La mayor parte del dinero — casi el 95% — terminó en manos del director de la organización y de los recaudadores de fondos que contrató [insert infographic].

Es horrible pensar que hay oficiales de policía discapacitados que necesitan ayuda pero que no se beneficiaron con esas donaciones. Si te tomas un momento para investigar un poco, te puedes evitar hacerle una donación a una organización de caridad falsa como DPSF. Si quieres ayudar a los oficiales locales de primera línea de respuesta, verifícalo directamente con tu estación de policía o departamento de bomberos y pregunta si conocen a la organización de caridad que estás considerando y si recibirán beneficios de las donaciones.  También puedes investigar a las organizaciones de caridad en internet. Para más recomendaciones, échale un vistazo a  FTC.gov/Caridad.

Muchos telemercaderes son implacables y tratarán de presionarte para que hagas una donación por teléfono. No lo permitas. Una organización de caridad legítima aceptará con gusto tu donación en cualquier momento. Y aunque tu número de teléfono esté registrado en el Registro Nacional No Llame igual podrían llamarte, porque los recaudadores de fondos que llaman en nombre de una organización de caridad tienen permitido hacerlo. Si quieres que dejen de llamarte, pídeles que registren tu número en la lista no llame de pedidos de donaciones de caridad y deben cumplir con tu pedido. Si piensas que un telemercader ha infringido las reglas, cuéntanoslo en FTC.gov/Queja.

 

 

Tema del blog: 
Dinero y crédito

Añada su comentario