Terapias hormonales: Información de salud para personas mayores

Comparta esta Página

Últimamente he tenido ataques repentinos de calor, problemas para dormir y otros síntomas que según mi médico son signos de menopausia. He escuchado que la terapia hormonal puede ayuda a tratar estos síntomas, pero que también puede ser riesgosa. ¿Qué es lo que necesito saber?

La menopausia es un proceso natural que se presenta en las mujeres a partir de cierta de edad. La cantidad de estrógeno y progesterona que produce el cuerpo comienza a fluctuar y luego desciende. La terapia hormonal para la menopausia o MHT (menopausal hormone therapy), antes conocida como terapia de reemplazo hormonal, consiste en tomar algunas de estas hormonas para controlar síntomas de la menopausia — por ejemplo, los ataques de calor.

Aunque la terapia MHT ha sido utilizada y ponderada durante décadas por ofrecer beneficios a la salud, como por ejemplo disminuir el riesgo de osteoporosis y cáncer colorrectal, las investigaciones más recientes revelan un panorama más complicado. Ahora los científicos saben la importancia que tiene el momento en que se comienza el tratamiento y cuanto dura. Los estudios demuestran que en algunos casos, la terapia MHT puede aumentar el riesgo de coágulos sanguíneos, ataques al corazón, ataques cerebrales y cáncer de mama. Para consultar más información sobre la MHT, hable con su médico y visite el sitio Web del NIH. Si usted y su médico llegan a la conclusión de que la terapia hormonal para la menopausia es una buena opción para su caso, la FDA recomienda tomar la dosis más pequeña durante el más corto periodo de tiempo posible.

Es posible que escuche hablar de “hormonas naturales” u “hormonas bio-idénticas” elaboradas por farmacéuticos y en ocasiones anunciadas como una alternativa “natural” más segura que la MHT. Tenga cuidado. La FDA dice que no existe evidencia científica confiable que fundamente estas afirmaciones, ni que respalde la seguridad o efectividad de estos productos.

La MHT no es el único tipo de terapia hormonal. Las terapias hormonales “anti-edad” dirigidas a hombres y mujeres — y a cualquiera otra persona saludable que esté tomando una hormona específica que declina naturalmente con el tiempo — se basan en la misma idea. Los defensores de estas terapias proclaman beneficios como un mayor nivel de energía, fortaleza e inmunidad y un aumento de la masa muscular y un descenso del nivel de grasa corporal. Algunos ejemplos de estas terapias “anti-edad” son la hormona de crecimiento humano (HGH), la melatonina, dehidroepiandrosterona (DHEA) y la testosterona. Aunque la investigación sobre estas hormonas sigue en curso, los científicos aún no saben cuáles pueden ser sus efectos. El Instituto Nacional sobre el Envejecimiento (National Institute on Aging, NIA) advierte que hasta ahora, los estudios no han probado que estas terapias influyen el proceso de envejecimiento, y que todas ellas pueden tener riesgos.

Recomendación para Internet:

Para consultar información general sobre menopausia, lea la publicación Menopause: Time for a Change (disponible en inglés).

¿Quién esta cuidando de su salud?

Terapias hormonales y menopausia

Instituto Nacional sobre el Envejecimiento
1-800-222-2225

National Institutes of Health, NIH
National Women’s Health Information Center

1-800-994-9662; (TTY: 1-888-220-5446)

Hormonas Bio-idénticas

FDA, Oficina de la Salud de la Mujeres
1-800-216-7331

Centro Nacional de Medicina Complementaria y Alternativa
1-888-644-6226; (TTY: 1-866-464-3615)

Otras terapias hormonales

Instituto Nacional sobre el Envejecimiento
1-800-222-2225

Etiquetas: alternativo