Servicios Públicos

Cuando se muda a una casa o a un apartamento, usted puede tener que pagar los servicios públicos, por ejemplo, el suministro de gas, electricidad o agua. Para suministrarle estos servicios, las compañías suelen revisar su historial de crédito —incluido su registro de pago de los servicios públicos de todas sus residencias anteriores. Es importante pagar las facturas de servicio público en fecha. Si está corto de dinero, hay maneras de controlar sus facturas y manejar situaciones difíciles para que no le desconecten el suministro de los servicios.

Lo que debe saber para suscribirse a un servicio público

A menos que se mude a una casa donde alguna otra persona se ocupe de pagar su factura de servicio de agua, electricidad o gas (por ejemplo, un apartamento con "servicios públicos incluidos"), usted tendrá que solicitar estos servicios. Usted puede solicitarlos por teléfono, en Internet o personalmente. Solicitar la apertura de una cuenta de servicio público es solicitar crédito.

Al igual que otros otorgantes de crédito, las compañías de suministro de servicios públicos le piden datos tales como su número de Seguro Social para poder revisar su historial de crédito —particularmente su historial de pago de servicios públicos. Si tiene un buen historial de crédito, le será más fácil obtener estos servicios. Si tiene un historial de crédito deficiente, puede ser más difícil.

Y como su historial de pago de servicios públicos se convierte en parte de su historial de crédito integral, esto puede afectar su posibilidad de conseguir otros tipos de crédito.

Pagar un depósito

Si usted es un cliente nuevo o si tiene un historial de pago deficiente, la compañía de servicio público puede exigirle que pague un depósito o que consiga una carta de alguna persona que acepte pagar su factura en caso que usted no lo haga. Esto se llama carta de garantía.

La política de la compañía para exigir depósitos o cartas de garantía debe ser igual para todos los clientes. Si usted es un cliente nuevo, la compañía puede pedirle un depósito o una carta de garantía únicamente si esa política se aplica a todos los clientes nuevos.

¿Qué sucede si su cónyuge tiene un historial de pago deficiente?

Por lo general, una compañía de servicios públicos no puede exigirle que pague un depósito porque sus servicios públicos previos estaban a nombre de su cónyuge pero no a su nombre. No obstante, la compañía puede tener en cuenta el historial de crédito de servicios públicos de su cónyuge si:

  • Su cónyuge utilizará los servicios o si será responsable de pagar la cuenta.
  • Usted depende de los ingresos de su cónyuge para pagar la cuenta.
  • Usted vive en un estado con régimen de comunidad de bienes —aunque no vivieran juntos y no compartieran la cuenta al momento de su apertura.

Bajo las disposiciones de la Ley de Igualdad de Oportunidad de Crédito (ECOA), usted tiene la posibilidad de conseguir servicios públicos a su nombre si puede probar que:

  • Usted no vivía con su cónyuge cuando la cuenta entró en mora.
  • Usted nunca vio las facturas.
  • Usted pagó las facturas cuando descubrió que estaban vencidas.

Si usted no puede probar nada de lo mencionado anteriormente, antes de conectarle el servicio, la compañía puede pedirle que pague las viejas deudas de su cónyuge, que pague un depósito o que entregue una carta de garantía. En este caso, el derecho de la compañía para adoptar este tipo de medida se rige por la ley estatal y no por la ley ECOA. Para más información, establezca contacto con su oficina estatal de protección del consumidor.

¿Qué sucede si le niegan un servicio público?

Usted tiene derecho a saber la razón por la cual la compañía le denegó el servicio, le exigió que pagara un depósito o le pidió que entregara una carta de garantía (si usted se negó a aceptar esos términos). Dentro de los 30 días siguientes a la adopción de la decisión, la compañía debe enviarle un aviso donde se establezcan las razones específicas o informándole que usted tiene derecho a conocer esas razones. Usted debe presentar su solicitud por escrito dentro de los 60 días siguientes a la fecha en la cual la compañía tomó una decisión sobre su solicitud de servicio. 

Cómo puede reducir el monto de sus facturas de servicios públicos

El Departamento de Energía de EE. UU. calcula que más de la mitad del monto de su factura de energía se debe a lo que consume la calefacción o refrigeración de su casa —particularmente durante los meses de temperaturas extremas. Pero usted puede ahorrar dinero todo el año. Le decimos cómo hacerlo:

  • Muchas compañías de suministro de servicios públicos ofrecen recomendaciones a sus clientes para conservar la electricidad, el agua y el gas. Usualmente, estas recomendaciones están en el sitio web de la compañía o en folletos o panfletos que llegan junto con la factura.
  • Averigüe si su compañía de servicio público ofrece algún plan de facturación prorrateada. Este tipo de plan le permite pagar un cargo fijo todos los meses y puede ayudarlo a presupuestar sus gastos mensuales. Pero comúnmente, si usted se suscribe a uno de estos planes, pero un mes consume más de lo que establece el cargo fijo mensual, tendrá que pagar la diferencia. Una consideración importante: su capacidad de mantener su consumo al mínimo para evitar recibir una factura realmente alta después.
  • Considere la posibilidad de hacer una auditoría de energía. Una auditoría consiste en descubrir dónde está desperdiciando energía y cómo están funcionando sus sistemas de calefacción y refrigeración. Para ayudarlo con esta tarea, el Departamento de Energía le ofrece una herramienta para hacer una auditoría de energía por su cuenta.
  • Su agencia estatal de protección del consumidor tal vez también pueda ofrecerle algunas recomendaciones para conservar la energía. Visite el sitio web o llame al número de la agencia de su estado.

Si tiene problemas para pagar sus facturas de servicios públicos

Para administrar su dinero eficientemente, cuando prepare un presupuesto su mayor interés debe concentrarse en sus gastos esenciales —alquiler, hipoteca y servicios públicos.

Si está atrasado con el pago de sus facturas de servicio público, comuníquese con la compañía inmediatamente para ver si le pueden ofrecer un acuerdo de pago hasta que se ponga al día con su factura. Las compañías suelen estar dispuestas a mantener conectado sus servicios si usted paga una parte de su factura vencida y se pone al día con sus pagos. Si hace acuerdos de pago, tenga presente lo siguiente:

  • La compañía puede exigirle que pague en fecha el monto total de sus futuras facturas mientras va pagando el saldo atrasado. Considere cuáles son sus posibilidades de cumplir con el acuerdo de pago de la vieja factura sin atrasarse con el pago de sus próximas facturas.
  • Si no cumple con el acuerdo de pago le podrían desconectar el servicio y la compañía podría no respetar los futuros acuerdos en caso que necesitara un nuevo acuerdo de pago. Cuando acepte un acuerdo de pago, haga todo lo posible por cumplirlo.
  • Aunque los acuerdos de pago suelen permitir que usted mantenga sus servicios conectados, sus pagos continúan estando atrasados porque usted no está pagando el monto total en la fecha establecida. Averigüe cuál es la política de la compañía respecto del reporte de los pagos atrasados a las compañías de informes crediticios cuando existe un acuerdo de pago. Así podrá considerar si ese acuerdo tiene algún impacto en su historial de crédito.