You are here

Cómo alquilar un carro

Comparta esta página

Al momento de alquilar un carro, usted puede ahorrar un dineral comparando los precios en línea. Aprenda cómo comparar el costo total, no solo el precio anunciado. Los cargos y las opciones adicionales pueden aumentar drásticamente el precio de base.

Cómo elegir un carro de alquiler

A continuación, se describen algunos puntos a tener en cuenta al momento de elegir un carro de alquiler:

  • El tamaño es importante: el tamaño del carro que desee alquilar puede influir sobre el precio que pague. Los términos como “compacto”, “mediano” y “de lujo” varían según la compañía de alquiler de carros.
  • Busque y compare opciones: revise varios sitios web para encontrar el tipo de carro que desea alquilar. Busque las tarifas de diferentes compañías de alquiler y consulte sitios web de comparación de precios.
  • Ofertas especiales: puede encontrar precios más convenientes si reserva con anticipación o si combina la reserva del carro con un vuelo o estadía de hotel. Lea la sección de la letra chica para conocer las limitaciones, incluidas las fechas restringidas durante las que tal vez no esté disponible el precio anunciado. También podría obtener descuentos como un beneficio de la compañía de su tarjeta de crédito, o si forma parte de ciertos grupos, como los clubes automovilísticos o grandes cadenas.
  • Sus antecedentes como conductor: pregúntele a la compañía de alquiler de carros si verifican los registros de antecedentes de conducción de los clientes. Muchas lo hacen, y aunque ya tenga una reserva confirmada, las infracciones de tráfico recientes podrían impedir que le alquilen el carro.

Cargos y gastos

Puede que las tarifas publicadas en los anuncios de carros de alquiler no le muestren un panorama real de lo que en verdad tendrá que pagar. Calcule y tenga en cuenta otros cargos y gastos posibles.

  • Devoluciones anticipadas: algunas compañías pueden aplicar un cargo si devuelve el carro con más de 24 horas de antelación a la finalización de su período de alquiler. Si debe devolver el carro antes de tiempo, llame a la compañía para hablar con un agente.
  • Devoluciones demoradas: muchas compañías no aplican cargos adicionales si devuelve el carro con una demora de hasta 30 minutos. Sin embargo, aun así, tendrá que pagar los cargos de un día completo por los opcionales, como la cobertura de seguro por responsabilidad. Si va a entregar el carro con demora, averigüe si le sale más económico pagar los cargos por demora o extender el período del alquiler.
  • Cargos adicionales por alquiler en un aeropuerto: alquilar un carro en el aeropuerto puede ser costoso. Le pueden aplicar cargos adicionales incluso cuando una compañía de alquiler lo transporte hasta su local fuera de las instalaciones del aeropuerto.
  • Gasolina: la mayoría de las compañías le exigen que devuelva el carro con el tanque de gasolina lleno. Si no lo hace, le cobrarán el precio de la gasolina que maneja la compañía de alquiler, que suele ser más costoso que lo que pagaría en una gasolinera local. Algunas compañías le pueden ofrecer que pague por adelantado un tanque lleno de gasolina para que no tenga que parar a cargar combustible antes de devolver el carro. Esto podría ser cómodo, pero también es posible que le resulte más costoso que llenar el tanque de gasolina por su cuenta, especialmente si devuelve el carro con el tanque lleno de gasolina que ya pagó.
  • Millaje: la mayoría de las compañías ofrecen millas ilimitadas, pero pueden aplicarle límites diarios según el tipo de carro que alquile (por ejemplo, algunos vehículos utilitarios o carros de alto rendimiento). Es útil saber la cantidad de millas aproximada que prevé conducir. De esa forma, puede elegir una compañía que le ofrezca los términos de millaje más favorables.
  • Impuestos: antes de hacer su reserva, revise atentamente la cotización para confirmar si están incluidos todos los impuestos estatales, de la ciudad o del condado y otros cargos, como un “cargo de matriculación de vehículos” o un “cargo por recuperación de gastos de energía” para evitarse sorpresas después.
  • Peajes: la mayoría de las compañías ofrecen formas de pagar los peajes automáticamente con dispositivos, pero esto tiene un precio. La compañía podría hacer lo siguiente:
    • Cobrarle un cargo de servicio por cada día de alquiler, incluso si no vuelve a utilizar el servicio. Por lo general, existe un monto máximo en dólares para el período del alquiler.
    • Sumar un cargo por servicio cada vez que paga un peaje con el aparato, lo cual significa que tiene que pagar el peaje y un cargo adicional.
    • Ofrecerle el dispositivo por un cargo fijo para todo el periodo de alquiler que cubre todos los peajes por los que pasa. Sin embargo, eso significa que paga un cargo por el dispositivo incluso si no pasa por ningún peaje.
  • Servicio de auxilio en la carretera: pregunte si el servicio está incluido en el precio de base del alquiler del carro o si debe pagar un monto adicional. Si hay un cargo, averigüe qué cubre, por ejemplo, si tiene un neumático desinflado, si se descarga la batería o si se olvida las llaves dentro del carro. Si forma parte de un club automovilístico, averigüe si su membresía incluye asistencia en carretera sin cargo o a bajo costo. También puede averiguar si su tarjeta de crédito (suponiendo que la usa para pagar el alquiler del carro) o el seguro de su carro personal le puede ofrecer asistencia en carretera para carros alquilados.
  • Cargos por conducir fuera del estado: la mayoría de las compañías permiten conducir sus carros fuera del estado, pero algunas pueden cobrar un cargo adicional.
  • Cargos por devolución en otro lugar: devolver el carro alquilado en un lugar diferente del que lo recogió podría resultar costoso.
  • Alquiler de equipamiento: si quiere artículos adicionales, como una silla de seguridad para niños, soportes para bicicleta o esquís, tendrá que pagarlos. Reserve estos artículos por adelantado para asegurarse de que estarán disponibles.
  • Conductores adicionales: algunas compañías cobran por añadir otro conductor al contrato.
  • Conductores menores de edad: la edad mínima para alquilar un carro es 25 años. Sin embargo, la mayoría de las compañías de alquiler de carros más importantes permiten conducir carros alquilados a personas más jóvenes pagando un cargo adicional.

Opciones de cobertura

Seguro: las compañías de alquiler de carros suelen ofrecer a sus clientes la opción de pagar diversas coberturas de seguro adicional. Le dicen que, si compra la cobertura, podrá limitar su responsabilidad mientras conduce el carro. Sin embargo, es posible que ya esté cubierto por sus propias pólizas de seguro de su carro o de propietario. Revise sus pólizas y llame a su aseguradora si tiene dudas sobre su cobertura. Si está en viaje de negocios, podría tener la cobertura del seguro de su empleador. Algunas compañías de tarjeta de crédito y clubes automovilísticos incluyen una protección de alquiler sin cargo cuando usa sus tarjetas para pagar el alquiler de un carro.

Exenciones: las compañías de alquiler también pueden intentar venderle una cobertura de daños por colisión (CDW) o una cobertura de daños por pérdida (LDW) que garantiza que la compañía de alquiler pagará los daños que pudiera sufrir el carro que usted alquile. Sin embargo, a diferencia de un seguro por colisión, una exención no pagará ninguna lesión personal o daño a su propiedad. Revise su póliza de seguro de salud. Puede que le ofrezca una protección que la cobertura CDW no le ofrece.

Algunas tarjetas de crédito también ofrecen cobertura CDW cuando paga el alquiler del carro con la tarjeta.

Si no compra una cobertura CDW o no está cubierto por la póliza de seguro de su carro personal, usted será responsable por cualquier daño que sufra el carro alquilado, a veces incluso por el valor total.

Si compra una cobertura CDW, esta podría cancelarse si daña el carro mientras conduce de forma negligente o bajo la influencia del alcohol o las drogas. También podría cancelarse si permite que una persona no autorizada conduzca el vehículo alquilado.

Bloqueo de tarjetas de débito y crédito

La mayoría de las compañías de alquiler de carros retienen, o bloquean, en su tarjeta de débito o crédito un monto mayor al costo acordado por el alquiler. Lo hacen para protegerse contra los cargos que pudieran exceder el monto autorizado. Las compañías hacen esto para asegurarse de que tiene suficiente dinero o crédito para pagar la factura final. No procesarán el monto bloqueado si devuelve el carro acorde a lo prometido en su contrato de alquiler. Si está cerca de alcanzar el límite de crédito o si tiene un saldo bajo en su cuenta bancaria cuando se aplica el bloqueo, le podrían rechazar la tarjeta para hacer otras compras.

Reporte los problemas